Habla el coordinador del FEMUSICA II

“Y ESTO, ES LO QUE ME QUEDA DEL FEMUSICA”

-TRES ENSEÑANZAS DEL FEMUSICA II-

11143590_1886268161598216_2713331532410414383_n

El FEMUSICA es eso que demuestra que un corazón lleno de Dios, es un corazón que canta y baila para Él; porque cuando Cristo está en tu vida, no hay tiempo para estar triste.

Me han pedido que escriba sobre el segundo Festival de Música Católica del Caribe, lo que considero un gran honor; en vista de que ha sido, sin lugar a dudas, una de las experiencias mas grandes de mi vida. No por el hecho de haber estado coordinándolo, si no, por la cantidad de enseñanzas que, para la vida, me ha dejado. Tres de las cuales, hoy quiero compartir con ustedes.

 

El FEMUSICA me enseño que:

HOY, SER LAS MANOS DE CRISTO, NO ES SUFICIENTE.

Con seguridad has escuchado eso de que –El mundo necesita con urgencia jóvenes comprometidos, con ganas de servir; jóvenes que sean las manos de Cristo en nuestra sociedad-… Es una idea que desde hace muchísimos años, se nos han venido inculcando en la Iglesia y en cada uno de nuestras comunidades, y aunque lo que cita no es mentira, siento que en la actualidad, esta premisa se queda muy corta.

11866231_1886268701598162_7495395555192220729_n¡Hoy, ser las manos de Cristo, no es suficiente!. Nuestra iglesia necesita jóvenes comprometidos, que sean los micrófonos y la amplificación de Cristo en la sociedad. En ese sentido, todo tu cuerpo se convierte en la herramienta que tiene el Señor para llevar su palabra a cualquier lugar. El mundo necesita hombres y mujeres que se dejen usar por Dios, que amplifiquen las maravillas que el Señor ha hecho en cada una de sus vidas. Jóvenes que, en unidad, trabajemos llevando el mismo mensaje de amor y esperanza… Piénsalo así, en una charla todo los créditos son para el conferencista, los micrófonos pueden estar, o no… pero que bien se escucha la voz del que habla, cuando hay micrófonos en la sala.

“Quiero Señor, que mis acciones sean la amplificación de tu voluntad, que hables a través de mi vida, para que todos te vean y escuchen únicamente a ti.”

El FEMÚSICA me enseño que:

LAS PALABRAS SON… ¿QUÉ SON LAS PALABRAS?

11866202_1888756618016037_4850032897434647421_n1Una de las enseñanzas mas hermosas que me ha dejado el festival, ha sido entender que las palabras no son más que palabras, cuando no vienen de Dios.

Comprender que todos tenemos puntos de vista distintos y que estamos programados, por contexto, a expresar nuestras ideas; en ocasiones sin medir el impacto que pueden llegar a tener en nuestro prójimo.

Así fue como en el proceso entendí que, aunque es indispensable escuchar, debía filtrar aquellos comentarios que buscaban silenciar las ganas de los que, con amor, ofrecíamos nuestro servicio a Dios. Sentí que muchas veces quisieron callar el festival como cuando le prohibieron a los apóstoles hablar de Jesús… y mi pensamiento fue: “si esto es de hombres, se cae por su propio peso; pero si es de Dios -y de eso estoy seguro- entonces se mantendrá firme (Hechos 5, 38), firme como el FEMUSICA.

11888060_1888756334682732_6139209019776747473_n

Hoy me cuido mucho de todo lo que escucho y lo que digo, me refugio en la oración; buscando la paz que solo encontré en el silencio de las visitas al santísimo y acompañado todo el proceso de asesorías espirituales, he logrado entender que ninguna palabra dicha por los hombres puede hacer agujeros en la piedras.

“Quiero señor, escucharte siempre a ti. Ayúdame a ser cada vez mas preciso con mis palabras, para que todo lo que diga sea el reflejo delinmenso amor que tu sientes hacia mi. ”

El FEMUSICA me enseño que:

DONDE HAY AMOR, NO HAY MIEDO (1 Juan 4,18)

11232067_1886266991598333_3161799181434862920_nEl miedo es un sentimiento innato en el hombre, hace parte del instinto que te permite estar alerta y protegerte de las adversidades. Algunos pensarán que dejar de sentir miedo es imposible -yo también pensaba así-. El amor, por su parte, es el sentimiento que jamás se podrá desligar de Dios, porque Él es el amor. -¿Qué cosa hay más grande que el amor de Dios?- era la pregunta que me hacia siempre que comenzaba a tener miedo.

El Festival de Música Católica del Caribe, me enseño que no debo temerle a los sueños, menos, cuando estos apuestan a la construcción. Que no hay mayor obstáculos que tu propia humanidad, llena de dudas y temores. Me enseño que Dios es mas grande, mucho más grande… y que de su mano, el amor disipa todo temor. El FEMUSICA me deja lleno de valentía, una valentía soportada en mi fe, con la que puedo salir y afrontar cualquier reto en todos los escenarios de mi vida. Bien lo dijo nuestro Papa Francisco: vayan, sin miedo, para servir.

11836891_1886267291598303_9019632880988192597_n

En definitiva, estando juntos, el miedo se siente menos. Porque hay mucho amor entre nosotros… porque Dios está entre nosotros. Hoy mas que nunca me siento ORGULLOSO de ser Jornadista, porque tengo la certeza que mi sentir, es compartido con el de todos ustedes, mis hermanos. Me siento orgulloso de un MJVC que se mueve de acuerdo a la voluntad de Dios; feliz de estar rodeado de hombres y mujeres que van por la vida, haciendo lío, sin miedo, izando siempre la bandera del divino ideal.

“Quiero Señor, confiar siempre en tus preceptos, que tu amor me sostenga y que tu voluntad se haga siempre en mi y en mis hermanos”

11863294_1886269481598084_8965194274954704153_nMe llena de felicidad pertenecer a una Pastoral Juvenil que le apunta a las transformaciones, a la revolución en la evangelización; que no le teme a la santidad. Me enorgullece saber que estoy rodeado de emprendedores, de una Arquidiócesis repleta de hombres y mujeres que no entierran sus talentos y que no se dejan amedrentar por “corta edad”; jóvenes que entienden que para seguir a Dios, primero hay que estar LOCOS… de amor por Él. Me enorgullece decir que vivo en CARTAGENA, la sede oficial del Festival de Música Católica del Caribe, el FEMUSICA. Un proyecto construido por jóvenes que soñamos con un mundo distinto, EN EL QUE TODOS SOMOS UNO, alabando al Señor.

Del FEMUSICA hay mucho por decir. En resumen, PURO AMOR DE DIOS: En los artistas y ministerios, puro amor de Dios en los asistentes, en los invitados especiales y en nosotros los organizadores. Puro amor de Dios, en cada verso, en cada aplauso y cada abrazo. Era el Señor, uniendo nuestros corazones; la excusa era la música, el festival el medio, ser –UNO- el objetivo; ¡lo logramos!.

Prometimos, en el Caribe, hacer la fiesta más grande de la Música Católica del mundo y vamos por buen camino. Larga vida para el FEMUSICA.

12662675_10153896179051880_7898060150395128874_n

Jose Antonio Ariza Aldana
Coordinador
FEMUSICA II

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.